¿Dónde querés ir?
Entrar con Google +

Que Ver en el Barrio Judío de Praga

  • Minube Must-Sees
Que Ver en el Barrio Judío de Praga

Josefov es el barrio de Praga que mantiene de forma más viva el legado judío de la ciudad. Da un paseo por sus sinagogas y su increíble cementerio judío y descubre el lado más emotivo y evocador de Praga.

 

El Museo Judío de Praga muestra al público la historia, cultura y costumbres del pueblo judío a lo largo de varias exposiciones que podrás encontrar en las sinagogas que hay en el barrio, así como en uno de los rincones más emblemáticos de todo Praga, el Cementerio Judío. Miles de lápidas se apilan en este jardín formando una de las imágenes más emblemáticas y melancólicas de Praga. Con más de cinco siglos de antigüedad, el cementerio es un rincón imprescindible para pasear y conocer la historia de una comunidad que no permite destruir ni transportar tumbas, de ahí el caos que encontrarás en este lugar.  

 

El otro gran atractivo que tiene el Barrio Judío de Praga son las sinagogas, y de todas ellas la más impresionante es la Sinagoga Española, que tiene un interior de estilo morisco parecido al de la Alhambra. Además dentro podrás ver una pequeña exposición que forma parte del Museo Judío de Praga para conocer cómo era el día a día de los judíos en la historia reciente de la ciudad. Y si sales a la plaza te encontrarás con la estatua de Franz Kafka, en la que un hombre muy alto sin cabeza porta a hombros a una persona.

 

Por otro lado, la Sinagoga Vieja-Nueva tiene un aspecto exterior sencillo pero su belleza se encuentra en el interior, ya que mantiene elementos decorativos con siglos de antigüedad, aunque el arco de la puerta de entrada está decorada con precioso relieve que es de lo más pintoresco que encontrarás. La Sinagoga Maisel  y la Sinagoga Pinkas tienen también museos que forman parte del Museo Judío, pero esta última guarda en su interior esconde una sorpresa, y es que en sus muros están escritos los nombres de las decenas de miles de judíos que murieron a manos de los nazis, sin duda una escena escalofriante a la par que emotiva.

 

Si eres un amante del arte, no te olvides de visitar el Convento de Santa Inés de Bohemia, un bonito edificio gótico con una valiosa colección de pinturas y esculturas hechas por artistas del siglo XIV. Por su lado, en el Museo de Artes Decorativas encontrarás una extensa exposición de tapices, trajes, bordados, estampados e incluso objetos preciosos hechos con vidrio y porcelana. Y si adoras la música, en el Rudolfinum encontrarás a parte de una galería de arte una enorme sala de conciertos de música clásica.

...Leer